COP-26: «Nuestra resistencia colectiva a defender nuestros territorios ancestrales es parte de una propuesta urgente y necesaria de los pueblos indígenas que se alinea con nuestro llamado a proteger al menos el 80% de la selva amazónica para el 2025.» Ahora es el momento de « Exit Amazon Oil & Gas »-« ¡Sal del petróleo y el gas de la Amazonía » y otras industrias extractivas! 


Pueblos indígenas de la selva amazónica

Los líderes indígenas de la Amazonía adoptaron una resolución para proteger el 80% de la selva tropical para 2025 en el Congreso Mundial de la Naturaleza de la UICN en septiembre de 2021. Hoy, en la COP-26, continúan haciendo un llamado a los gobiernos, empresas y compañías financieras de todo el mundo para que pongan fin al financiamiento. para industrias extractivas en la región amazónica.

« La industria de los combustibles fósiles ha pasado décadas negando y retrasando acciones reales sobre la crisis climática, razón por la cual este es un problema tan grande. Su influencia es una de las principales razones por las que 25 años de negociaciones climáticas de la ONU no han llevado a reducciones reales de las emisiones globales. »

  • Global Witness – (Testigo global)

De las aproximadamente 40.000 personas presentes en la COP-26, el gobierno brasileño tiene el equipo oficial de negociadores más grande, con 479 delegados, según la ONU.

Global Witness contó con 503 delegados y cabilderos vinculados a los intereses de los combustibles fósiles que fueron acreditados para la COP-26. Por lo tanto, la industria de combustibles fósiles tiene la delegación más grande a la cumbre climática, lo que aparentemente influyó en el primer borrador del texto de decisión de la COP-26. Este texto oficial, que describe las medidas que deben tomar las naciones después de la cumbre para evitar los peores efectos de la crisis climática, menciona la aceleración de la eliminación de los subsidios al carbón y los combustibles fósiles. Los gobiernos y los bancos deben dejar de financiar por completo los combustibles fósiles, incluidos los proyectos de gasoductos y gasoductos en curso que están destruyendo las tierras indígenas.

«La Amazonía y nuestro clima global están en estado de emergencia. Nos estamos quedando sin tiempo para evitar un caos climático catastrófico. Es hora de escuchar a los pueblos indígenas y abordar la enorme deuda del Norte Global con el Sur Global por su parte injusta en la dirección del caos climático.»

  • Amazon Watch

Muchas empresas mundiales de petróleo y gas están promoviendo « soluciones » falsas como la compensación de carbono, el comercio de carbono, la compensación de carbono, la captura y almacenamiento de carbono y cero impactos netos para permitirles continuar extrayendo petróleo y gas.


Fuentes de agua en Ecuador contaminadas por petróleo de un pozo Chevron

« Nosotros, los pueblos indígenas, protegemos el 80% de la biodiversidad mundial. Exigimos que los bancos dejen de financiar combustibles fósiles y garanticen la vida de toda la humanidad. Queremos seguir existiendo y que el bosque siga vivo para todos. »

  • Marisela Gualinga, vicepresidenta de Kichwa de Sarayaku, Amazonía ecuatoriana.

La campaña « Abandone el petróleo y el gas de la Amazonía » insta a todos los bancos a:

  • Se compromete a terminar de inmediato la financiación para la expansión de las actividades de petróleo y gas en la Amazonía lo antes posible y a más tardar a fines de 2022.
  • Comprometerse a terminar el financiamiento de todas las actividades de petróleo y gas que operan actualmente en la Amazonía para fines de 2025, con el objetivo de facilitar el cese responsable de las operaciones.
  • Comprometerse a rescindir todos los préstamos renovables, cartas de crédito y líneas de crédito para todos los comerciantes que comercialicen activamente petróleo o gas en el bioma del Amazonas para fines de 2022.

Fuentes de agua en Ecuador contaminadas con petróleo de Chevron

« Nuestra resistencia colectiva para defender nuestros territorios es la resistencia para proteger al planeta de la crisis climática que vivimos. Una política de geoexclusión es un compromiso de los bancos de excluir cualquier tipo de financiamiento e inversión en cualquier tipo de actividad petrolera o gasífera que se lleve a cabo en la Amazonía. Esta es una propuesta urgente y necesaria que se alinea con nuestro llamado a proteger al menos el 80% de la selva amazónica para el 2025. La UICN ya ha respaldado esta medida y las empresas deben seguir ese mandato. Cualquier banco que continúe apoyando a las industrias de combustibles fósiles que están destruyendo la selva tropical más grande del mundo no puede pretender ser un aliado en la lucha para proteger nuestro futuro y el del planeta. »

  • José Gregorio Díaz Mirabal, Wakuenai Kurripaco de Venezuela y Coordinador General de la Coordinadora de Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA).

Indígenas y aliados en marcha hacia la COP-26: « ¡Abandonar la destrucción de la Amazonía! »

About Barbara Crane Navarro - Rainforest Art Project

I'm a French artist living near Paris. From 1968 to 1973 I studied at Rhode Island School of Design in Providence, Rhode Island, then at the San Francisco Art Institute in San Francisco, California, for my BFA. My work for many decades has been informed and inspired by time spent with indigenous communities. Various study trips devoted to the exploration of techniques and natural pigments took me originally to the Dogon of Mali, West Africa, and subsequently to Yanomami communities in Venezuela and Brazil. Over many years, during the winters, I studied the techniques of traditional Bogolan painting. Hand woven fabric is dyed with boiled bark from the Wolo tree or crushed leaves from other trees, then painted with mud from the Niger river which oxidizes in contact with the dye. Through the Dogon and the Yanomami, my interest in the multiplicity of techniques and supports for aesthetic expression influenced my artistic practice. The voyages to the Amazon Rainforest have informed several series of paintings created while living among the Yanomami. The support used is roughly woven canvas prepared with acrylic medium then textured with a mixture of sand from the river bank and lava. This supple canvas is then rolled and transported on expeditions into the forest. They are then painted using a mixture of acrylic colors and Achiote and Genipap, the vegetal pigments used by the Yanomami for their ritual body paintings and on practical and shamanic implements. My concern for the ongoing devastation of the Amazon Rainforest has inspired my films and installation projects. Since 2005, I've created a perfomance and film project - Fire Sculpture - to bring urgent attention to Rainforest issues. To protest against the continuing destruction, I've publicly set fire to my totemic sculptures. These burning sculptures symbolize the degradation of nature and the annihilation of indigenous cultures that depend on the forest for their survival.
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

2 Responses to COP-26: «Nuestra resistencia colectiva a defender nuestros territorios ancestrales es parte de una propuesta urgente y necesaria de los pueblos indígenas que se alinea con nuestro llamado a proteger al menos el 80% de la selva amazónica para el 2025.» Ahora es el momento de « Exit Amazon Oil & Gas »-« ¡Sal del petróleo y el gas de la Amazonía » y otras industrias extractivas! 

  1. Pingback: COP-26: «Nuestra resistencia colectiva a defender nuestros territorios ancestrales es parte de una propuesta urgente y necesaria de los pueblos indígenas que se alinea con nuestro llamado a proteger al menos el 80% de la selva amazónica para el 2025.»

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s